Mantas térmicas: consigue que tu piscina duerma calentita

mantenimiento-de-piscinas-en-invierno

Ahora que los días empiezan a ser más cortos, y que las temperaturas bajan unos graditos más por la noche, especialmente en las zonas de sierra, es momento de empezar a plantearse algunas opciones para poder seguir disfrutando al máximo de tu piscina. Que sí, que hay soluciones para eso! y si no las conoces, nosotros te avanzamos un par de ellas: las bombas de calor y las mantas térmicas, dos buenas alternativas para “prolongar el verano”.

Cada vez son más propietarios de piscinas quienes consultan sobre las mantas térmicas. Si buscas en internet, los resultados te van a llevar a un sin fin de productos de diversa finalidad y uso. Pero aquí vamos a contar qué son las mantas térmicas para piscinas, también conocidas como cobertores solares, cómo se utilizan y para qué sirven, además de lo evidente…

Antes de comenzar, debes saber que durante la noche, una piscina sin cobertor pierde varios grados durante la noche. Además, al año, la evaporación puede reducir considerablemente la cantidad de agua en tu piscina en unos cuantos miles de litros. Sí, has leído bien.

Nos encanta la piscina, nos divierte y nos relaja, y ya quisiéramos poder disfrutar del buen tiempo todo el año. Pero como esto es imposible, y hasta en verano, sobre todo en las zonas de la sierra, las temperaturas son bastante variables, cuentas con una buena opción para mantener el agua como te gusta, las eficaces y económicas mantas térmicas.

Qué son las mantas térmicas para piscinas

Su nombre ya nos da la pista. Las mantas térmicas son cobertores, o lonas, que se instalan en un fondo de la piscina enrolladas sobre un dispositivo manual (enrollador). Accionando una manivela, la manta se extiende o se recoge en muy pocos minutos. Es muy sencillo y apenas cuesta un mínimo esfuerzo, pero son muchas las ventajas que ofrece.

No es un cobertor usual, sino que el cuerpo de la lona cuenta con un entramado de burbujas soldadas entre sí que sirven como aislante térmico para evitar las pérdidas caloríficas del agua durante la noche. En realidad, las burbujas forman una gruesa capa de aire. Por eso, es al caer la tarde cuando suelen desplegarse sobre la piscina (recuerda la velocidad a la que pierde calor la piscina por la noche según la temperatura ambiente). Y no te preocupes por la durabilidad del cobertor. Son bastante resistentes, y, por supuesto, tienen garantía.

Para qué sirven los cobertores solares

Si ya cuentas con alguna bomba de calor para calentar tu piscina, la manta térmica será un complemento perfecto para sacarle todo el rendimiento al sistema de climatización. Ahorra en energía!

También sirve como cualquier otro cobertor, es decir, protege el agua de las partículas del aire, de las hojas secas o de los insectos que suelen aparecer cada mañana flotando en tu piscina.

Con la manta térmica colocada, si la noche es calurosa, evitaremos al máximo la pérdida de agua por evaporación (evita hasta un 95% de pérdida). Ey! tendrás que rellenar menos veces el vaso!!

Su empleo alarga las propiedades de los químicos que se vierten para el correcto tratamiento del agua (podrás ahorrar hasta un 50% en el uso de productos de conservación y mantenimiento). Así, logramos mantener las propiedades del agua durante mucho más tiempo. Y oye, luego te costará menos tener una piscina limpia y saludable!

Gracias al empleo de las mantas térmicas, y a las ventajas que ofrece, podrás hacer uso de tu piscina incluso en días de primavera o del otoño.

Ventajas, ventajas y más ventajas…

En Piscinas Iguazú tenemos lo que necesitas, y podemos ayudarte a elegir para que consigas la temperatura ideal en tu piscina. Si después de leer este artículo aún te quedan dudas o quieres consultar cualquier detalle, precios o materiales, contacta con nosotros, te atenderemos sin compromiso alguno.

Piscinas Iguazú

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *